REVISTA PICNIC Amargo adiós de Tony Wolf para Pingu - Revista PICNIC
Todas la pecas del mundo

Antonio Lupatelli, mejor conocido como Tony Wolf, ilustrador, diseñador y creador de la afamada serie infantil Pingu falleció el pasado lunes 21 de mayo en su natal Italia a los 88 años de edad. Lupatelli nació en 1930 en la ciudad de Bussetto ubicada en Parma, en 1958 comenzó a ilustrar profesionalmente para después trabajar en la casa editorial Britanica Fleetway, comenzando una colaboración con il Corriere dei Piccoli.

Se volvió famoso en toda Europa por su particular estilo para ilustrar libros infantiles, dentro su portafolio laboral también se encuentran las ilustraciones que creo para la serie The Woodland Folk, que presentaba historias con seres sobrenaturales, como hadas y dragones.

Pingu fue un personaje diseñado para una pequeña colección de libros que nació de la creatividad de Tony Wolf, que sin dudad, se convirtió en su creación mas conocida.

A pesar de que Lupatelli es considerado como el «padre gráfico» de Pingu y de su familia, incluyendo a su hermana, Pinga y a la foca Robbie, su mejor amigo; la serie del pingüino mas adorable es una obra escrita por Silvio Mazzola y dirigida por Otmar Gutman, quienes convirtieron la pequeña colección del ilustrador italiano en una serie de origen suizo-británico capaz de decirnos mucho sin la necesidad de articular sonidos, con personajes que expresaban claramente sus valores en cada pequeño episodio, sacando risas a grandes y chicos.

Actualmente, una muestra de la obra de Lupatelli se expone en el Museo de Nervi en Génova, Italia, donde se muestran algunas ilustraciones con temáticas adultas, donde también se utilizan varios seudónimos como Oda Taro, L’Alpino o Antony Moore, que forman parte de algunos de sus alias.