REVISTA PICNIC Fyahbwoy por primera vez en la CDMX en el teatro Ramiro Jimenez
SOUND GARDEN

Fotos: Paola Baltazar

El debut de Fyahbwoy en la Ciudad de México fue realmente épico. Al ser la primera ocasión en que se presentan en nuestro país, el público esperaba ansioso el inicio de esta noche llena de reggae con rimas contundentes y flows versátiles importados desde España. Con la intención de mostrar un poco más de lo que es el reggae castellano, los músicos irrumpieron en medio de la obscuridad para saciar un poco la sed de los presentes quienes eufóricos exigían la salida del grupo al escenario del teatro Ramiro Jimenez. Sin embargo, el chico de fuego aún no arribaba al escenario, cuando de pronto irrumpió en medio de la bruma de las luces violetas para dar inicio a una noche llena de reggae.

Con un público totalmente eufórico, Fyah soltó sin más preámbulo ‘Para fumar’ canción que literalmente encendió a los presentes a pesar de las limitaciones del recinto puesto que la vibra emanada de la atmósfera no era apropiada para un teatro, sino para una fiesta colectiva de paz, amor y baile, el público supo disfrutar a pesar de sus limitaciones.

Por primera vez: Fyahbwoy en México

Las vibraciones del público eran más fuertes que nunca, ya que siempre corearon al unísono cada una de las canciones interpretada por Swan Fyah y su banda. Tras este enérgico inicio, la noche, estaba inundada en llamas. Posteriormente, llegó ‘Mañana veré’, ‘Malianteria’, ‘Siempre hablando de más’, ‘Avecina tormenta’, ‘Fenomenal’, ‘1979’. Con un flow y voz versátil, Fyah se mostraba sorprendido por la euforia del público mexicano y en más de una ocasión lo externó.

Ataviado con una snapback, una playera negra, bermudas y sneakers, el cantante sabía como dirigirse a un público que ansioso, espero 10 años este momento. Canciones nuevas y viejas desfilaron en el repertorio de esta banda, que en intermedios, el cantante solía interactuar con el público mexicano, expresando que de todas las ciudades de Latinoamérica, México ha sido la mejor.

“Sonido campeón”, “Hablando de weed”, “Forget & Forgive”, “Am A Warrior”, “General fyah”, “Ellos pueden correr” e “Hijos de la noche” retumbaron en los oídos y en la mente del público presente que no pararon de corear y apoyar a la agrupación. Pronto, estos anunciaron que estábamos llegando al fin, para desaparecer atrás del telón y aparecer de nuevo tras los gritos del público que pedían más, para cerrar la velada calurosa con un encore con el que terminaron de cimbrar la noche.

“Blondapetit”, “Alianza”, “Reggae Life”, “Porción de amor”, “A veces”, “Fuma weed” y “Tango por ti”fueron las canciones con las que le dieron fin a un show un tanto corto pero lleno de energía, donde el Chico de Fuego, incendió a la CDMX con su música y estilo.