REVISTA PICNIC Moonlander: Sonoridad ruidosa, convertida en lírica - Revista PICNIC

Moonlander es un grupo originario de Monterrey formado en 2014. Después de tres años regresan con otra alineación y un nuevo disco. Spectra IV es el nombre de su cuarta producción, la grabación, de este fue distinta, pues para esta ocasión decidieron hacerlo mediante una Live Session.

Esta nueva forma de trabajo logró capturar la esencia y frescura de la banda, tirándole un poco más al sonido post- punk. En su mini gira por la Ciudad de México, tuvimos la oportunidad de platicar con Alejandro Benavides (baterista) quien nos compartió un poco sobre el nuevo disco y sus gustos musicales.

Spectra IV llegó tras varios tropiezos: Dos de sus integrantes abandonaron la agrupación en medio de la grabación, esto se complicó más cuando el estudio donde grababan decidió cerrar. Con la ayuda de la agencia Blackdoor Producciones pudieron concluir el proyecto en Psicofonía Estudio bajo la producción de Charles A. Leal.

“Estuvo muy raro. Lo grabamos todo en vivo. Fue un día de grabación y un día después de mi cumpleaños (risas). Estuvo pesado, pero valió la pena. Respecto a los nuevos miembros, nos fuimos conociendo y abrimos un poquito el género que tocamos, al final todo lo fuimos perfeccionando.

Esta nueva alineación termino por concretar el concepto de la banda. A pesar de gustos y personalidades diferentes, han logrado unificarse a la hora de crear  melodías.

“A mí por ejemplo, me gusta el indie rock británico : Arctic Monkeys, Franz Ferdinand, Foals. El bajista es más pesado, metalero. Estamos muy campechaneados”

La nueva escena regia

Desde la Avanzada Regia, no se veía un movimiento independiente tan fuerte como el que se ha experimentado últimamente. El norte del país se ha convertido en circuito musical, con un estilo más rudo, divertido y autogestión que el resto de otras escenas de provincia.

“Hay de todo, desde bandas shoegaze mucho noise. Prácticamente la mayoría es rock, pero no es rudo. Hay muchas bandas, chavitos de 16 años ya tocando en Nodriza estudios. Hay muchos lugares donde tocar a diferencia de hace 5 años con la inseguridad”

Como en cualquier otra parte del mundo, el paso siguiente para una banda es visitar o mudarse por un tiempo a la gran capital. De esta manera se facilita mover la música, hacer promoción, conocer a la escena y los lugares plataforma donde tienes que tocar. Los festivales más importantes tanto como mainstream e independientes ocurren en el centro del país.

“Nos ha pasado por la mente, pero todavía falta tiempo. Estamos trabajando, tratando de componer más, a ver si nos podemos venir en algún momento para acá. Apolo y Felipe el hombre, son como nuestro ejemplo. Ayer tocamos con Islas él es de Mérida  y nos dijo que lleva viviendo cinco meses aquí”

Moonlander comenzó haciendo un poco instrumental, más tarde terminarían agregando letras, que como ellos dicen van desde la clásica rola para la morra, hasta canciones con temáticas sobre trastornos de la personalidad. Sin quererlo y de manera muy natural esta forma de trabajo ha definido el estilo de la banda, pues sus composiciones impactan por lo sonoro antes que lo lírico.

“Cada banda tiene sus manera, la verdad nunca hemos intentado componer primero letras y luego música. Yo creo que nos hace falta intentarlo. Nos importa mucho la lírica, antes éramos casi instrumental y solo un poquito de letra”

Presentaciones, grabaciones nuevas y composiciones para el siguiente disco son algunos de los planes del grupo, que promete a finales de año, poder mostrar nuevas creaciones al público.