REVISTA PICNIC Mount Kimbie @ Foro Normandie - Revista PICNIC
Todas la pecas del mundo

El dúo inglés de música electrónica conformado por Dominic Marker y Kai Campos en el 2008, mejor conocido como Mount Kimbie, dio una presentación previa a Bahidorá, el pasado jueves en Foro Normandie; celebrando su segunda aparición en el terreno mexicano después de cuatro años tras su presentación la edición del 2013 en Mutek.

Hacia la evolución melódica

Después del lanzamiento de una serie de EP´s como Maybes y Sketch on Glass, Kai y Dominic decidieron expandir su sonido a un terreno, si bien no lejano, pero sí  distante del dubstep -el cual ya se enfrentaba a una tendencia declinante-, debutando así  Crooks & Loovers Sampler  con gran éxito en la crítica a lo mejor del 2010 según medios como Resident Advisor y Pitchfork.

Han producido remixes para Big Pink Foals, The XX  y trabajando con James Blake, Micachu, Andreya Triana y más recientemente con Kink Krule.

Como último de sus lanzamientos, Love What Survives, ha sido su tercer álbum, lanzado el 8 de septiembre del pasado año junto con la canción de Blue Train Lines de la mano del ya mencionado King Krule.

Llevándonos por un mood bien diseñado.

Como en cada presentación que se lleva a cabo en Foro Normandie, el acceso abre sus puertas las 23:00 pm. Ya bastante es el público formado a lo largo de la calle Lopéz en la colonia Centro pues bien sabido es que las presentaciones de sus invitados son de grandes talentos, ya sea emergente con un posicionado reconocimiento y de talle internacional, ahí que las espexpectativas siempre suelen ser altas.

Foto: Aldo Alcaráz

Esta ocasión no quedaría atrás, pues la fiesta ya daba inicio con el primer talento de la noche Slap & Tickle, quienes han sido un elemento básico dentro de la escena musical en Miami y desde sus inicios en el 2012, han atraído a los amantes de la música dance más exigentes. Su acto fue destacado por su combinación entre deep house e indie. Agai y Caballero siguen con fidelidad su estilo, a pesar de los lugares cambiantes, los estilos en evolución y la realidad siempre voluble. No sería de extrañar que el dúo estadounidense genere esta misma fidelidad en nuestro país, al igual que de donde son residentes.

Seguido de El Día, nombre del proyecto de Rufino Tamayo, la primera participación nacional de la noche, cuyo trabajo lleva dando vueltas por antros de música electrónica de la CDMX. El DJ de la familia Sicario, es sin duda un habilidoso con gusto impecable, que además de ponernos a bailar, nos dio esa sensación de ser tomados de la mano para guiarnos por un particular viaje sonoro totalmente preparado, sin dejar lo ecléctico a un lado. Su estilo es la evidente influencia de productores como Daniel Avery o Andy Scott. De las partes climáticas de su presentación fue el momento en el que jugó con texturas de Bibio como Feeling y Light Up The Sky además de una pieza de Nils Fram con toques orgánicos y de piano.

La noche ya estaba tomando calidez cuando BBY JSS sustituyó el espacio. Otro mexicano igualmente de Sicario, con lo cual su carrera despegó. Nos sumergió en un ambiente de Techno con tintes de house, un sútil deep house, cerrando la presentación con un tech house creciente. Sin duda la curaduría de Salvador Padilla nos dejó un muy sabor de boca, atrapándonos en un muy buen mood antes del antes de la presentación de Andre VII.

Andre es, sin cuestionarnos, uno de los productores de alcoba dentro de la escena musical electrónica por excelencia de los últimos años, mejor conocido como integrante de The Wookies y Perfect Teen llevó la noche mediante construcción de loops perfectos, armonías y melodías a base de batería. Un gusto musical amplísimo que ha conseguido siendo booker de Mono y Rhodesia. Andre, conoce perfectamente al público al que se enfrenta cada noche; además de mantenerse fiel a la línea que sigue The Wookies. Su techno mantiene un estilo puro, propio para casi cerrar una noche casi épica.

Para cerrar de manera única, Kai y Dominic se hicieron presentes, abrazando las percusiones e instrumentación que solo ellos dominan. Un acto con tintes del post-punk, electro y pop psicodélico. Notas que nos recuerdan al dupstep, -género que los vio nacer- transportando el sonido a otras latitudes en Love What Survives, se hacían presentes canciones como You Look Certain, Blue Train Lines, You Look Certain y de las que no podía faltar; We Go Home Together.

Una presentación en la que dejaban entrever cómo es posible combinar diferentes fragmentos del mundo, una energía activa y fascinante que hubo de dejarnos con ganas de una tercer visita a nuestro país.

Normandie vuelve a superar las expectativas trayendo shows cada vez más prometedores. La música es capaz de romper la situación, desconectándonos y enriqueciendo el ciclo de inyectar diversas influencias a nuestro carácter cultural.

Sobre El Autor

"La creatividad es un acto de fe; para crear primero hay que creer". -Miguel Ángel Cornejo.