Revista Picnic logo

“Death; we can deny it and medicine can delay it, but it is life’s only certainty.”

Hace un par de años el fotógrafo inglés Rankin, sufrió la perdida de sus padres y uno de sus mejores amigos. A partir de esto y a manera de duelo, decidió explorar el concepto de la vida y la muerte, por medio de su lente. De ahí nació el concepto de una de sus exposiciones más sobresalientes: “Alive in the face of death”.

En esta exposición, Rankin se propuso explorar y desafiar la percepción que las personas tenían sobre la muerte, a partir de experiencias cercanas a ella.

Pacientes de cáncer, trabajadores en la industria funeraria o mismos sobrevivientes de los atentados del 7/7, fueron el objetivo a retratar, por las experiencias que cargaban y representaban a través de su rostro. 

En esta muestra, Rankin animó a los participantes a examinar sus sentimientos y experiencias sobre la muerte misma. 

“Death masks”, una colección incluida en esta muestra, inspiró a Rankin para adentrarse en sentimientos propios acerca de la ausencia o muerte de sus allegados. Esto resultó en una serie de autorretratos, los cuales llamó “máscaras de vida”. Un año después en conjunto con Andrew Gallimore (makeup artist británico), inspirado en las mascaras de su serie anterior y siguiendo la línea conceptual sobre la muerte, creó:

Day of the Dead festival: Día de Los Muertos”

Esta serie creada para una edición de la revista HUNGER, está basada en la festividad mexicana, en la cual buscaron hacer una remembranza hacia la tradición del día de muertos y al folclor que rodea una celebración en la que se ofrenda a las personas que han fallecido.

Pedrería, pinturas de colores y hasta indumentaria referente al arte Huichol, hacen de esta serie un digno retrato contemporaneo, sobre la importancia de la celebración en México.