REVISTA PICNIC Tiger Army @ Plaza Condesa - Revista PICNIC

La noche del dos de noviembre, la Condesa se vio invadida por punks caracterizados como catrines. Tiger Army regresaba al país y por segunda ocasión celebrarían el Día de Muertos con sus fans mexicanos al ritmo del Psychobilly.

Frank Turner, músico invitado para abrir el concierto tomó el escenario con puntualidad inglesa y armado únicamente con su guitarra acústica. Amenizó la espera haciendo un recorrido por sus 10 años de carrera tocando canciones como “Get Better”, “The Road”, “Recovery”, así como “1933” un tema nuevo que vendrá incluido en su nuevo disco.

A pesar de ser un proyecto más inclinado a la música folk, Frank Turner logró ganarse los aplausos de los fans que fueron a verlo, así como del público punk que esperaba con ansias la salida de Tiger Army. El músico británico termino su corto set con “Photosynthesis” y “I Still Believe”.

 

Tiger Army: La Celebración De Muertos

El frenesí que causó Tiger Army al subir al escenario es indescriptible. Gritos de Rise! Tiger Army Never Die retumbaban en El Plaza mientras la agrupación tocaba “Ghost Tigers Rise” del mismo disco. La banda maquillada con motivo del Día de Muertos se veían felices por la respuesta a su regreso a México, mientras el público coreaba todas las canciones, llovían vasos de cerveza y hacían que el moshpit creciera con canciones como “Afterlife” y “Ghostfire”.

Tras la cuarta canción de su set una cuerda del contrabajo se rompió, y en lo que arreglaban el inconveniente Nick y Mike, guitarrista y baterista respectivamente improvisaron para que los ánimos del público no bajaran. Tras arreglar el contrabajo la destrucción continua con “Through the Darkness” y “Temptation”.

Un momento de relajación y hasta romántico llegó con “Happier Times” y “Dark and Lonely Night” antes de continuar con los mosh-pits y algunos crowdsurfers que trajo consigo temas como “Pain”, “FTW” y “Never Die”.Para el encore empezaron con “Whre The Moss Slowly Grows”, la cual dedicaron a todas las víctimas del sismo para que las recordáramos en este día especial para los mexicanos. La noche casi concluía y Tiger Army seguía con su ataque de hits con “Prisioner of the Night”.

La noche terminó con “Hechizo de Amor”, la canción en español del trío californiano, seguida por la introducción de la banda, donde cada miembro demostró sus habilidades musicales en sus respectivos instrumentos con solos que se robaron los gritos del público, dando paso al final del show con “Under Saturn’s Shadow”.

Así fue la primera de dos noches en las que Tiger Army estará recorriendo su carrera para sus fans mexicanos, en los que prometen shows diferentes cada noche, todavía quedan boletos disponibles para sus conciertos del 3 de noviembre, el cual será otra gran noche y un gran show para empezar noviembre.

Foto: Paola Baltazar