REVISTA PICNIC Tupac Martir regresa a México en colaboración con Johnnie Walker - Revista PICNIC
FICM

«Caminante» un poema visual de Tupac Mártir para los mexicanos.

Un espacio en el hotel St Regis fue el espacio adecuado para platicar con uno de los artistas conceptuales/visuales más importantes del mundo; Tupac Mártir.

La razón de este encuentro fue su más reciente colaboración con Johnnie Walker para el Visual Art Week 2017; «caminante». Una proyección gigante sobre un lienzo de concreto; la Torre Reforma.

La historia comenzó así. En agosto Satore estudio recibió una llamada de Johnnie Walker ofreciendo la oportunidad de tomar Torre Reforma.

Para nosotros fue increíble. Nos contaron todo sobre la campaña, el camino es hoy y a partir de ahí empezamos a generar ideas, tomamos dos: el movimiento de avanzar y el pueblo de México.

Tupac considera que la sociedad mexicana como una inspiración diaria que relaciona directamente al «caminante».

«Cómo diario nos levantamos para seguir luchando, seguir avanzando,  sin importar todo lo que viene de frente. Es algo que me inspira todos los días».

Tras esta idea de avance y lucha conjunta, haciendo énfasis en la integración de los mexicanos, la aplicación aterrizó en redes sociales para motivar a la gente a compartir sus logros a través del hashtag #KeepWalkingMx, los cuales verían proyectados y  magnificados en la intervención de Tupac.

La dinámica era muy sencilla: con el hashtag, las publicaciones entrarían en un núcleo, donde serían seleccionadas aleatoriamente para posteriormente mostrarlas dentro del mosaico de logros proyectados.

«Pensando en que cada 10 minutos hacemos una pasada, en cada pasada hacemos 200 post que multiplicados por las 6 veces por hora que suceden, son 1200 posteos. Si los multiplicamos por 5 son 6 mil posteos en total. Eso es lo que  queremos lograr; una participación tan grande en la que podamos demostrar los logros de los cuales estemos orgullosos» .

 Lo poético del personaje Hiku.

La narrativa inicia con la piel de Hiku: sensible, bella e inocente.  Comienza a correr y al toparse con la pared y caerse,  cambia su piel representando su crecimiento. Al momento de caer, ve el muro con los tweets de la gente que le da la fuerza para seguir, sale  a la luz y se mete a otro laberinto. Es justo el momento en el que nos adentra al espacio en movimiento.

Trabajar con Isaac Hernández, fue una de las mejores oportunidades, que mejor que poder colaborar con un mexicano para que sea parte de la pieza.

Un total aproximado de 100 personas, fueron las involucradas para generar esta pieza. 18 diferentes nacionalidades en 14 distintos países, fueron quienes en conjunto con Tupac, proporcionaron la visión multidisciplinaria a esta gran intervención.

Me gusta pues a pesar de ser un concepto que es muy “mexa”, se lo enseñas a un japonés y él se puede ver dentro de sí, en lo que estás haciendo. Es cuando entiendes que es un mensaje universal, todo mundo quiere avanzar quiere que vean sus logros.

El caso de destino sobre la unión de Tupac con Johnnie Walker, fue algo curioso de lo cual nos platicó Martir: 

Justamente llevábamos como 6 meses trabajando en motion capture, sin saber que nos iba contactar Johnnie Walker. Nos contaron la campaña y sobre el caminante; en ese momento nos volteamos a ver y dijimos `es que esto es perfecto para todo el research que tenemos de motion capture´.  No hay ningún movimiento en toda la pieza que no sea humano. Todo es real y directo de los movimientos característicos de Isaac.

«Caminante» representa muchas cosas en el proceso de crecimiento de Tupac; «Yo me fui hace 10 años  siendo un desconocido  y ahora esta pieza me da la  oportunidad  de regresar para ayudar y motivar a la gente a conocerse, enorgullecerse de lo logrado y seguir caminando hacia más triunfos».

Tras una larga plática, el momento de continuar con el día llegó, no sin antes escuchar una filosofía clara que Tupac nos compartió, sobre su gusto por formar parte de este tipo de actividades en conjunto con festivales y marcas preocupadas por el bienestar social.

Algo que me gusta de los festivales es que conoces a personas que comparten tu soledad creativa, cuando te levantas con una idea  y no sabes cómo le vas a hacer… es ahí cuando el objetivo y la visión se aclaran…

Poder conectar con otras personas a parir de mi trabajo y si yo puedo hacer eso  esa  es mi verdadera labor.