REVISTA PICNIC Yo: lejos del estereotipo de “chico conoce chica” - Revista Picnic
Revista Picnic logo

 

Por Alex Salinas San Pedro

Yo es un relato sobre su personaje epónimo, un hombre que afirma tener 15 años pero evidentemente es mucho mayor. Trabaja en el restaurante de su mamá a un costado de la carretera y es ahí donde conoce a la hija de otra empleada, Elena, una niña de 11 años. Y no, el estupro no es un tema que se presente en la película. No se trata de la fórmula “chico conoce chica” en el sentido tradicional. Él, un niño atrapado en el cuerpo de un hombre, o en palabras del director “un monstruo bueno”, encuentra en ella al catalizador para detonar su ya tardía e imperiosa entrada a la madurez. Lo de ellos es una amistad que dura poco, pero sus consecuencias son visibles el resto de la historia .

El filme dirigido por Matías Meyer (Los últimos cristeros, 2011) se devela a través de una fotografía sobria, contemplativa, a veces distante, a veces voyerista, que  junto con ejecuciones de actores primerizos que rompen con la norma de belleza establecida en nuestros protagonistas comunes , ayuda a hacer el largometraje más entrañable sin que su forma y fondo estén suscritos a una producción grandilocuente que no tiene ni necesita.

YO STILL 2

Adaptado de un cuento corto escrito por el Premio Nobel de Literatura 2008, J.M.G. Le Clézio, la cinta tiene como comentario subyacente el problema de la educación a nivel personal que deriva en el comportamiento de su protagonista y de ahí su incapacidad para madurar hasta que se ve forzado. Es contraponer la realidad que cree con la que descubre. Crecer.

Yo es la cuarta película que Meyer presenta en el Festival Internacional de Cine de Morelia, sin contar sus cortometrajes El Pasajero y Verde, siendo ganador con esta última en la edición 2015 dentro de la Sección de Largometraje Mexicano. Yo es cine de autor que ofrece una alternativa a la media genérica/de fórmula que muchas veces compone la producción cinematográfica nacional.